dimecres, 26 de desembre de 2012

Die Balearen: Comidas y su preparación


"Al despuntar el día uno de los mozos de la alquería (missatges) se apresura a cocinar la sopa. Consiste en rebanadas (llescas) de pan de trigo cocidas en agua y a lo que añaden trozos de pimiento (pebre) en aceite. Algunas veces en lugar de la sopa de caldo para desayunar los traba­jadores toman un cocido de habas al que se añade una mezcla de tomates (tomátigas), ajos (ais), sal y aceite. Al mediodía toman lo que es la comida principal y consiste en habas con col, patatas y a veces cebollas y aceite. Por las noches vuelven a tener una comida a base de habas quizás con un poco de pan para mojar. En todas las comidas los trabajadores comen mucho pan y acei­tunas que constituyen la base principal de su alimentación. En su correspondiente época del año se comen tomates e higos (figues) y también higos chumbos (figas de moro). Los segadores sue­len tomar un segundo desayuno a las nueve de la mañana consistente en patatas cocidas acompañadas de una salsa hecha con tomates y ajos y a las cinco de la tarde para merendar una ensalada de lechuga (lletuga) y aceitunas. 
Los colonos (arrendadors, amos) y sus familias suelen comer habitualmente lo mismo que los trabajadores, aunque se añaden un complemento de huevos, embutido o tocino. Los do­mingos y días festivos se come al mediodía arroz cocido con tocino y azafrán. En los pueblos se sigue la misma costumbre de las horas de comer pero toman más verduras, frutas y queso en la mesa. Las gentes de clase media comen todos los días, al igual que los habitantes de la ciudad, carne y pescado y otros alimentos. Los trabajadores del campo no tienen costumbre de beber vino en las comidas; por el contrario los amos y los payeses ricos sí beben vino mientras comen. Domingos y festivos también lo beben los trabajadores que entonces están en el pueblo, por des­gracia se dan también a la nociva bebida del aguardiente. Los miembros de las clases más pobres de Palma comen por las mañanas pan con queso, pan untado de aceite, higos, también a veces tocino asado, no obstante la bebida del café está generalizada; al mediodía comen generalmente arroz o pastas, pescado barato, frutas y verduras. Muchos hacen pasteles de masa de pan para cenar que suelen recubrir con verduras o pescado y condimentar con azúcar o pimienta. Entre los más indigentes se cuecen patatas o comen únicamente pan untado de aceite y aceitunas. 
Los ricos propietarios así como los habitantes de la ciudad toman, por el contrario, para desayunar, una taza de chocolate hecho con agua o con leche de cabra, en la que mojan distintas clases de bollos, tales como ensaimadas, cocas, cochins, bescuyt y medrichos." 

Die Balearen. Arxiduc Lluis Salvador d'Àustria